13.4.10

Tengo ganas de tener un día especial.
Hoy es martes trece y tengo la convicción de que el mundo se confabuló con mi suerte porque hoy me tocó examen de contabilidad, y las "peleas" o disgustos, más bien dicho, con mi mejor amiga van en aumento y no sé qué pasa, es cierto, soy yo la que se enfada, pero es que siempre se tienen que entrometer terceras personas, ya me pasó dos veces y se siente horrible que aunque ella no quiera lastimarte lo hace, porque pasas a segundo lugar cuando alguien más metiche llega a meterse donde no le importa nada más que fregar la vida.

Y ... tengo que decirlo.

Después de dos semanas sin verlo, ayer nos volvimos a encontrar, no voy a gritar con emoción porque corrimos a abrazarnos y nos dijimos cuanto nos extrañamos, porque no es cierto y no creo que valla a suceder algún día. Él ya se va, y yo me quedo, los días donde salía a dar vueltas por la escuela para tratar de verlo y de que me viera, las sonrisas tímidas que nos dirigiamos, los roces de hombro, todo, todo eso quedará relegado al pasado en cuestion de dos meses y es morir, porque yo no quiero que se valla.

Se cortó el pelo. Lo tenía largo y se veia adorable, como niño mimado, pero ahora que lo veo así, más corto, como queriendo ser hombre, no me acostumbro a verlo, porque a mi me encantaba como se veía con el otro corte. Él tiene algo, porque puede cambiar de corte mil veces, vestirse como hombre y actuar como tal, pero sigue siendo niño, tiene alma de niño, y nunca cambiará, es lo que más me gusta de él.

Quiero que me suceda algo lindo con él, algo antes de que se valla, porque sólo una plática como las de antes bastará para que no me deje tan sola, un último recuerdo para echarlo al olvido... si puedo.

1 comentario:

  1. Las peleas con las buenas amigas son normales, son cosas de la convivencia. Si te ayuda, habla con ella sobre eso, si es tu mejor amiga te entenderá :) Y con lo del chico, bueno, intenta hablar con él y tener una de esas conversaciones que quieres ^^
    Suerte!

    ResponderEliminar